Skip to content
La belleza fea PDF Imprimir E-Mail

Por SERGIO FORTUÑO 

Me gustaría reivindicar y quiero creer en una belleza que pueda pertenecernos a la mayoría de los humanos: la belleza de la mediocridad y lo gris.

 Pocas cosas dan para tantos lugares comunes y contradicciones como la belleza. Que es subjetiva, que cada época tiene su patrón, que es un atisbo de una supuesta universalidad, que es independiente de la moral, que no hay estética sin ética y así hasta llenar anaquel tras anaquel, biblioteca tras biblioteca.
Yo no sé. Tal vez lo único de lo que podría llegar a estar seguro es que la belleza, más que una definición, es una búsqueda. Lo único que tienen en común sus múltiples definiciones es que todas germinaron a partir de una pregunta o de un anhelo de belleza. Supongo que tanto lo celestial como lo monstruoso, lo armonioso y lo caótico, lo consolador y lo ominoso en la historia de la creación artística son el fruto de una búsqueda consciente o inconsciente de la belleza, aunque no sé qué puede ser esa belleza que se busca.

¿Dónde se puede buscar la belleza? Esa es la pregunta que me interesa. Yo estoy por buscarla, o por inventarla, donde no se le suele admirar, desde donde no se le puede llevar a las paredes de un museo.

Tampoco creo en la belleza física. Como miembro de la especie aún en edad fértil, por cierto que mi organismo reacciona ante el estímulo de una anatomía bien dotada, pero esa no es la belleza, para mí. Eso es un incentivo que garantiza la reproducción que adquiere distintos ropajes culturales a lo largo de la historia. No creo que la belleza tenga que ser funcional.

La belleza que yo busco debe ser inútil. No lo planteo como definición, sino como requisito. La belleza que yo busco tiene que poder encontrarse en cada esquina de este mundo. No puede ser patrimonio de una élite bien instruida y alimentada ni de una vanguardia iluminada. La belleza que yo busco no pertenece a los héroes ni a los revolucionarios, a los malditos ni a los beatíficos.

La belleza que yo busco no tiene una épica ni una poética. La belleza que yo busco es fea, es gris, es mediocre.

Quiero creer en una belleza del miedo y la cobardía. En que hay algo de bello en la vida del funcionario que transita entre su casa y el trabajo, que está obligado a obedecer, que no tiene aspiraciones ni grandes sueños. Que no le hace mal a nadie, pero que tampoco hace el bien.

Necesito creer que hay belleza en el transcurso anodino de las horas de casi la totalidad de los humanos que han pasado, pasamos y pasarán sobre este mundo. La belleza de los artistas, de los poetas, de los profetas puede llegar a conmoverme, pero me huele a engaño, a una falsa promesa de trascendencia.

Me gustaría poder parar a cualquier hombre o a cualquier mujer en la calle y decirle “te encuentro bello, te encuentro bella, porque eres como yo y yo soy como tú, porque nuestro paso dejará pequeñas huellas que se disiparán en unas pocas generaciones, porque no somos héroes ni rebeldes, locos ni villanos. Somos bellos por estar vivos. Por ser. Por haber sido”.


Sergio Fortuño
Acerca del Autor:

SERGIO FORTUÑO
Sergio Fortuño tiene 36 años. Estudió periodismo en la Universidad de Chile. Actualmente, es director de Radio Concierto, donde también ha trabajado como conductor y editor periodístico. Ha trabajado y colaborado en diversos medios escritos y audiovisuales, como el canal Rock & Pop, la productora Nueva Imagen, El Mercurio, La Tercera, revista Rock & Pop, revista Billboard (EE. UU.), revista Fibra, Qué Pasa, Rolling Stone y revista Blank, entre otros. 

Leer Más >>
Comentarios
Buscar
Mónica  - La belleza   |200.28.239.xxx |2008-12-02 17:58:06
La belleza esta en los ojos de quien la ve
mmm   |190.161.199.xxx |2008-09-14 11:38:18
Creo que la belleza está en el conocimiento, y no hablo del conocimiento
retórico de los libros o del estudioso que sólo se mira así mismo, sino del
conocimiento más primario, ese de mirarse a los ojos, y ver al otro y lo otro,
desde su simpleza y trivialidad, miserias y conquistas, con todos los grises que
conlleva ‘la vida misma’. Saludos, muy buenas tus columnas.
Alex  - Bonito bonito, pero no bello   |200.27.99.xxx |2008-07-23 17:04:19
Mmmm, creo que es bonito lo que has escrito, pero no es bello, me suena más
al consuelo de los feos.
Raimundo  - No sé   |208.51.1.xxx |2008-07-22 08:52:29
No sé. Tal vez la belleza no pueda pertenecerles a todos, no más.
¡Sólo los usuarios registrados pueden escribir comentarios!

3.21 Copyright (C) 2007 Alain Georgette / Copyright (C) 2006 Frantisek Hliva. All rights reserved."

 
< Anterior   Siguiente >

Proyecto financiado con el aporte de:

Advertisement

Top

Habitar

Por DAVID VILLAGRÁN


Leer más...
 
Aeropuerto y otros poemas

Por ALEXIS CASTILLO

Leer más...
 
El Tarot de la Carretera

Por MANUEL ILLANES

 


Leer más...
 
Matria (Selección)

Por ANTONIO SILVA

la ópera fue ensayada día y noche, una pieza
sentimental para los comensales
una pequeña ventanita de cholguán y visillo
color muerto permite al lector fisgonear –y por
qué no reír de la india travestida de selva lírica.


Leer más...
 

John Ashbery

Traducido por TOMÁS COHEN


Leer más...
 
Fragmentos de "Baa Mithl Beith Mithl Beirut"

Por CLAUDIO GAETE BRIONES

Imane Humaydane-Younes nació en 1956 en Ayn Enoub, pueblo libanés de la montaña drusa. Durante las confrontaciones regionales y luchas interiores que ensangrentaron el Líbano entre 1975 y 1990, ella vio vaciarse su región de una gran parte de sus habitantes. Actualmente vive en Beirut, donde realiza un estudio sociológico sobre los desaparecidos durante la guerra.


Leer más...
 
3 Poemas de André Breton

Por FRANCISCO FALCATO

Leer más...
 
Poemas de "Poèmes en Prose" (1915) de Pierre Reverdy

Por FRANCISCO FALCATO

MÁS LEJOS QUE ALLÁ

En la ventana pequeña, bajo el tejado, mira. Y las líneas de mis ojos y las líneas de los suyos se cruzan. Tendré la ventaja de la altura, se dice a sí misma. Pero enfrente cierran las persianas y la atención incómoda se inmoviliza. Tengo la ventaja de tiendas que mirar. En fin, sería preciso subir o vale más bajar y, brazo con brazo, vámonos fuera donde nadie nos mire.

Leer más...
 

Narrativa

S (s) y la no historia

Por CLAUDIA APABLAZA


Leer más...
 
Para llevar

Por BEGOÑA UGALDE

 


Leer más...
 
Mapas

Por JUAN SANTANDER

 


Leer más...
 
La Fortaleza

Por CARLOS LABBÉ

Invocación

Mal dirigidas, las palabras pueden hacerte más daño que un enemigo o alguien que te desea la muerte.


Leer más...